viernes, 20 de enero de 2017

Fatayer Lahme (Empanadillas Libanesas de Cordero)


¡Por fin la primera entrada del año! Y para celebrarlo nos vamos al Líbano, un poquito lejos pero sí, vale la pena. Hoy quiero presentaros los Fatayer o empanadillas libanesas. Podríamos definir tres tipos principales, el fatayer lahme (empanadilla de carne), el fatayer yubné (empanadilla de queso) y el fatayer bil sabanech (empanadilla de espinacas).
Hoy voy a preparar el de carne. Lo probé en un restaurante y me sorprendió la conjunción de sabores que encontré. Por un lado, el paladar fuerte de la carne de cordero, por otro, la frescura de la menta, un punto sorprendente de canela y la jugosidad del tomate. En mi versión, he añadido un poco de queso de cabra, que en mi opinión le va perfecto. ¿Os animáis a descubrir un platillo diferente?



Ingredientes (para 10 empanadillas):

(Para la masa)

- 50g de aceite de oliva
- 25g de agua
- 50g de vino blanco
- 8g de sal
- 220 gr de harina normal
- 1 huevo para pintar

(Para el relleno)

- 200g de carne de cordero picada
- 50g de queso fresco de cabra cortado en trozos grandes
- 1 cebolla
- 1 tomate grande maduro (o media lata de tomate triturado)
- Menta fresca
- 1 puñadito de piñones
- Sal, pimienta y canela molida

Preparación:

Para preparar la masa, pesar todos los ingredientes. Dejar la harina en un bol y poner a calentar en un cazo el aceite con el agua, y el vino. Cuando quiera empezar a hervir, volcar de golpe sobre la harina, escaldándola. Remover rápido y amasar un poco con la mano hasta conseguir una masa homogénea. Tapar con film transparente y dejar reposar mínimo 10 minutos. Mientras, preparar el relleno.


Picar la cebolla muy finamente y pochar con un chorrito de aceite de oliva a fuego medio.


Cuando empiece a dorar añadir la carne y sazonar al gusto con sal, pimienta negra y un puntito de canela.


Dejar rehogar todo junto hasta que la carne comience a coger color. Añadir el tomate rallado o el triturado, remover y dejar reducir 10 minutos. Corregir la acidez con un punto de azúcar si es necesario. Ajustar la sal. Cuando esté ya cocinado, sacar el relleno a un plato para que se tiemple y añadirle un buen puñado de piñones y menta fresca picada y trozos grandes de queso fresco de cabra. Reservar.


Precalentar el horno a 180º.
Mientras, cortar las empanadillas. Poner la masa entre dos trozos de papel film y estirar con el rodillo hasta conseguir un grosor de más o menos 2 milímetros. Cortar todos los círculos posibles con un cortapastas de 8cm de diámetro.


Reservar tapados con un trapo húmedo. Recoger los recortes, amasar un poco y volver a estirar para recortar. Repetir esta operación hasta que no quede masa. Deberían salir 10 círculos y sobrar un poquito.
Coger cada círculo y extenderlo un poco más con el rodillo antes de ponerle el relleno. Es interesante conseguir una masa fina. Pintar el borde con huevo batido, poner una cuchara del relleno en el centro y cerrar el círculo como se ve en las fotos. Primero dos lados formando un triángulo y después el último lado.


Pintar con huevo batido y hornear a 180º durante unos 30 minutos (dependerá del horno), hasta que estén bien doraditas. Sacar y dejar templar sobre una rejilla para que no se ablanden.
Servir acompañadas de una ensalada fresca. Deliciosas!





6 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Seguro q cd las pruebes te gustarán más todavía!

      Eliminar
  2. Como siempre tus recetas espectaculares.
    Nunca he probado la masa de los fatayer con vino, así que los haré ( con vino desalcoholizado claro)para ver la diferencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una receta de masa de empanadillas muy rica. Puedes hacerla con leche también si el vino no te acopla. Ya me contarás!

      Eliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...